sábado, 22 de marzo de 2014

Dos artículos de Mark Weisbrot publicados en "The Guardian" sobre el apoyo de Estados Unidos al Golpe Blando en Venezuela.


Incluso entre la gente que apoya nuestro proceso revolucionario, algunos venezolanos solo creen en las noticias si estas se las dicen en inglés (o en otro idioma extranjero), y son emitidas por un medio de comunicación en los Estados Unidos, o de otro de los países miembros de la OTAN, del grupo de los 8 o del grupo de los 20. Otros venezolanos, solo creen que únicamente la clase social, el nivel socioeconómico, el prestigio y el nivel académico son las únicas garantías que pueden validar una fuente de conocimiento. Pues bien, dedicado a estas personas, aquí traigo unos artículos de Mark Weisbrot sobre Venezuela, publicado en "The Guardian" el martes 18 de marzo y el 18 de Febrero pasados. Mark Weisbrot tiene un PhD en economía de la Universidad de Michigan, y es co-director del Centro para la Investigación Económica y Política en Washington, DC. Además, sus articulos se pueden leer en "Washington Post", "Los Angeles Times", "Boston Globe", y en "The Guardian" (Fuente de esta referencia: Wikipedia), Aquí pues, su artículo sin subtítulos, pero traducido abajo para los que nos gusta nuestro español venezolano.


" La verdad sobre Venezuela: una revuelta de los ricos, no una 'campaña de terror'
La retórica de John Kerry está divorciado de la realidad sobre el terreno, donde la vida continúa - incluso en las barricadas
Mark Weisbrot
theguardian.com , Jueves 20 de marzo 2014 10.35 EDT
Las Imágenes forjan la realidad, la concesión de un poder de la televisión y el vídeo e incluso fotografías fijas que pueden zambullirse profundamente en la conciencia de la gente sin que ellos lo sepan. Pensé que yo también era inmune a las representaciones repetitivas de Venezuela como un Estado fallido en medio de una rebelión popular. Pero yo no estaba preparado para lo que vi en Caracas este mes: Muy poco de la vida urbana cotidiana parecía estar afectada por las protestas, la normalidad reinaba en la gran mayoría de la ciudad. Yo, también, había sido engañado por las imágenes mediáticas.

Los medios de comunicación más importantes ya se han informado de que los pobres de Venezuela no se han unido a las protestas de la oposición de derecha, pero eso es un eufemismo: porque no se trata sólo de que los pobres se abstengan en participar - en Caracas, casi todo el mundo está en paz, con excepción de unas pocas áreas ricas como Altamira, donde pequeños grupos de manifestantes participan en batallas nocturnas con las fuerzas de seguridad, tirando piedras y bombas incendiarias y corriendo por los gases lacrimógenos.

caminando por el barrio de clase trabajadora, o desde Sabana Grande hasta el centro de la ciudad, no había ninguna señal de que Venezuela está en las garras de una "crisis" que requiere la intervención de la Organización de los Estados Americanos (OEA), no importa lo que John Kerry diga al respecto . El metro también funcionó muy bien, aunque no pude bajar en la estación de Altamira, donde los rebeldes habían establecido su base de operaciones hasta su desalojo esta semana.

Conseguí mi primer vistazo de las barricadas en Los Palos Grandes, una zona de altos ingresos, donde los manifestantes tienen el apoyo popular, y los vecinos van a gritarle a cualquiera que trate de quitar las barricadas - lo cual es algo arriesgado de hacer (al menos cuatro personas han sido aparentemente asesinadas a tiros por hacerlo). Pero incluso en este caso en las barricadas, la vida era más o menos normal, salvo por algunos protestando por el tráfico. El fin de semana, el Parque del Este estaba lleno de familias y corredores sudando en el calor de 30 grados - antes de que Chávez, había que pagar para entrar en este parque-, y los residentes de aquí, me dijeron, se sintieron decepcionados cuando a los menos favorecidos se les permitió entrar gratis. El parque todavía tenía gente de noche. 

El viaje ofrecía un poco más que una revisión de la realidad, por supuesto, y yo visité Caracas principalmente para recopilar datos sobre la economía. Pero me fui escéptico de la información emitida por los medios de comunicación, porque el aumento de la escasez de alimentos básicos y bienes de consumo son una motivación seria para las protestas. Las personas que están más molestos por esas carencias son, por supuesto, los pobres y las clases trabajadoras. Pero los residentes de Los Palos Grandes y Altamira, donde vi las protestas reales que suceden - tienen a los empleados para hacer cola para lo que necesitan, y tienen la renta y el espacio de almacenamiento para acumular algún inventario de estos alimentos.

Estas personas pobres no están heridas económicamente, por el contrario, están muy bien. Su ingreso ha crecido a un ritmo saludable desde que el gobierno Chávez obtuvo el control de la industria petrolera hace una década. Incluso han conseguido prebenda del gobierno: cualquier persona con una tarjeta de crédito (que excluye a los pobres, y millones de personas que trabajan) tiene derecho a $ 3,000 por año a un tipo de cambio subsidiado . A continuación, puede vender los dólares para 6 veces más de lo que pagaron en lo que equivale a un subsidio anual de miles de millones de dólares para los privilegiados - sin embargo, son ellos los que suministran la base de la protesta y las tropas de la rebelión.

La naturaleza de clase de esta lucha ha sido siempre cruda e ineludible, ahora más que nunca. Pasando por la multitud que se presentó en el 05 de marzo a las ceremonias para conmemorar el aniversario de la muerte de Chávez, era un mar de obreros venezolanos, decenas de miles de ellos. No había ropa cara o zapatos de $300 . ¡Qué contraste con las masas descontentas de Los Palos Grandes, con jeeps Cherokee de $ 40.000 con el lema del momento: SOS VENEZUELA.
Cuando se trata de Venezuela, John Kerry sabe de qué lado de la guerra de clases está el incendio. La semana pasada, justo cuando me iba de la ciudad, el Secretario de Estado de EE.UU. se duplicó en la lluvia de la retórica contra el gobierno, acusando el presidente Nicolás Maduro de librar una "campaña de terror contra su propio pueblo". Kerry también amenazó a invocar la Carta Democrática Interamericana de la OEA contra Venezuela, así como las sanciones de aplicación.

Blandiendo la Carta Democrática contra Venezuela es un poco como amenazar Vladimir Putin con una votación auspiciada por la ONU sobre la secesión de Crimea. Quizá Kerry no se dio cuenta, pero sólo unos pocos días antes de que sus amenazas, la OEA tomó una resolución que Washington dirige contra Venezuela y la convirtió de dentro a fuera, declarando "del organismo regional de solidaridad "con el gobierno de Maduro. Veintinueve países la aprobaron, sólo con los gobiernos derechistas de Panamá y Canadá ponerse del lado de los EE.UU. en contra de ella.

El artículo 21 de la Carta Democrática de la OEA se aplica a la "ruptura inconstitucional del orden democrático en un Estado miembro" (como el golpe militar en Honduras en el 2009 el cual Washington ayudó a legitimar , o el golpe el militar de 2002 en Venezuela, con aún más ayuda del gobierno de los EE.UU. ). Dada su reciente voto, sería más probable para la OEA invocar la Carta Democrática contra el gobierno de EE.UU. para sus asesinatos con aviones no tripulados de ciudadanos estadounidenses sin juicio, de lo que sería hacerlo en contra de Venezuela.

La retórica "campaña de terror" de Kerry es igualmente divorciada de la realidad, y previsiblemente provocó una respuesta equivalente del ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, quien llamó a Kerry de "asesino" . Aquí está la verdad sobre los cargos de Kerry: desde que comenzaron las protestas en Venezuela , parece que más personas han muerto a manos de los manifestantes de las fuerzas de seguridad. De acuerdo con las muertes reportadas por CEPR en el último mes, además de los que murieron por tratar de eliminar "las barricadas, aparentemente siete han sido asesinadas por los manifestantes o por sus barreras *Guayas, Nylon) - incluyendo un motociclista decapitado por un cable se extendía a través de la carretera - y cinco Agentes de la Guardia Nacional han sido asesinados.

En cuanto a la violencia de la policía, por lo menos en tres casos presuntamente se ve que las personas que han sido asesinados por la Guardia Nacional o de otras fuerzas de seguridad - incluyendo dos manifestantes y un activista progubernamental. Algunas personas culpan al gobierno por un período adicional de tres homicidios cometidos por civiles armados, en un país con un promedio de más de 65 homicidios por día , es muy posible que estas personas actuaron por su cuenta.

Un total de 21 miembros de las fuerzas de seguridad están bajo arresto por supuestos abusos, entre ellos algunos de los asesinatos. Esta no es una "campaña de terror".

Al mismo tiempo, es difícil encontrar una grave denuncia de la violencia de la oposición de los principales líderes de la oposición. datos de sondeo encuentran que las protestas (Guarimbas, nota del traductor) son profundamente impopulares en Venezuela, a pesar de que se hacen muy famosas en el extranjero cuando se promueven como "protestas pacíficas" por la gente como Kerry. Los datos también sugieren que la mayoría de los venezolanos ver estos disturbios como lo que son: un intento de eliminar al gobierno elegido del poder.

Las políticas domésticas de la postura de Kerry son bastante simples. En una mano, usted tiene el lobby de la derecha cubano-americana de Florida y sus aliados neoconservadores gritando por derrocamiento. A la izquierda de la extrema derecha no hay, bueno, nada. La Casa Blanca se preocupa muy poco de América Latina, y aquí no hay consecuencias electorales para hacer producir que los gobiernos en el hemisferio sur estén más disgustados con Washington.

Quizás Kerry cree que la economía venezolana va a colapsar y que traerá algunos de los no ricos venezolanos a las calles en contra del gobierno. Pero la situación económica se estabiliza en realidad - la inflación mensual se redujo en febrero, y el dólar en el mercado negro ha caído fuertemente en las noticias que el gobierno está introduciendo un nuevo tipo de cambio basado en el mercado. Bonos soberanos venezolanos regresaron 11,5% del 11 de febrero (el día antes de las protestas comenzaron a ) al 13 de marzo, los mayores rendimientos en el índice de bonos emergentes mercado del dólar Bloomberg. La escasez es muy probable que la facilidad en las próximas semanas y meses.

Por supuesto, eso es exactamente el problema principal de la oposición: la próxima elección está a un año y medio de distancia, y en ese momento, lo más probable es que las penurias económicas y la inflación que por lo que han aumentado en los últimos 15 meses hayan disminuido . La oposición entonces probablemente perderá las elecciones parlamentarias, ya que han perdido todas las elecciones en los últimos 15 años. Pero su estrategia insurreccional actual no está ayudando a su propia causa: parece haber dividido a la oposición y unido a los chavistas.

El único lugar donde la oposición parece estar obteniendo un amplio apoyo es Washington.



El apoyo de EE.UU. para el cambio de régimen en Venezuela es un error
La insistencia de los EE.UU. para derrocar al gobierno venezolano de Nicolás Maduro enfrenta una vez más Washington contra América del Sur Cuándo se considera legítimo para tratar de derrocar a un gobierno elegido democráticamente? En Washington, la respuesta siempre ha sido simple: cuando el gobierno de EE.UU. dice que es así . No sorprende entonces que los gobiernos latinoamericanos no estén de acuerdo con esto. 

El domingo, los gobiernos del Mercosur (Brasil, Argentina, Uruguay, Paraguay y Venezuela ) emitieron un comunicado sobre las manifestaciones de la semana pasada en Venezuela. Describieron "los recientes actos de violencia" en Venezuela como "intentos de desestabilizar el orden democrático". Ellos dejaron muy claro donde se encontraban.

Los gobiernos declararon:

"su firme compromiso con la plena vigencia de las instituciones democráticas y, en este contexto, [ellos] rechazan las acciones criminales de los grupos violentos que quieren difundir la intolerancia y el odio en la República Bolivariana de Venezuela como una herramienta política."

Podemos recordar que cuando las manifestaciones mucho más grandes sacudieron Brasil el año pasado, no hubo declaraciones de Mercosur o los gobiernos vecinos. Eso no es porque no amen a la presidenta Dilma Rousseff, sino porque estas manifestaciones no trataron de derrocar al gobierno democráticamente electo de Brasil.

El gobierno de Obama fue un poco más sutil, pero también dejó claro su posición. Cuando el secretario de Estado John Kerry afirma que "Estamos particularmente alarmados por los informes de que el gobierno venezolano ha detenido o decenas de manifestantes antigubernamentales detenidos," él está asumiendo una posición política. Porque había muchos manifestantes que cometieron crímenes: atacaron e hirieron a policías con trozos de hormigón y bombas molotov, quemaron vehículos, destrozaron ya veces prendieron fuego a edificios gubernamentales, y cometieron otros actos de violencia y vandalismo.

Un portavoz del Departamento de Estado en el anonimato era aún más claro la semana pasada , cuando respondió a las protestas expresando preocupación por "el debilitamiento de las instituciones democráticas en Venezuela", y del gobierno, y dijo que existía la obligación de las"instituciones de gobierno de generar una respuesta eficaz a la necesidades económicas y sociales legítimas de sus ciudadanos ". Con esto él estaba apoyando a los esfuerzos de la oposición para deslegitimar al gobierno, una parte vital de cualquier estrategia de "cambio de régimen".

Por supuesto, todos sabemos quienes en Venezuela reciben apoyo del gobierno de EE.UU. En realidad, nadie trata de ocultarlo: En el 2014 desde el presupuesto federal de los EE.UU han salido 5 millones de dólares para el financiamiento de las actividades de la oposición dentro de Venezuela, y esto, casi seguro no es más que la punta del iceberg - sumándose a los cientos de millones de dólares de apoyo abierto más de la últimos 15 años. 

Pero lo que hace que estas declaraciones estadounidenses corrientes se tornen e importantes, y enoja a los gobiernos en la región, es que estos gobiernos saben y han denunciado que Washington está una vez más apoyando a la oposición venezolana para producir un cambio de régimen. Kerry hizo lo mismo en abril del año pasado , cuando Maduro fue elegido presidente y el candidato presidencial opositor Henrique Capriles afirmó que la elección fue robada. Kerry se negó a reconocer los resultados de las elecciones. Agresivamente, y la postura antidemocrática de Kerry trajo tan fuerte protesta y reprimenda de los gobiernos de América del Sur que este se vio obligado a cambiar de rumbo y tácitamente reconocer al gobierno de Maduro. (Para aquellos que no siguieron estos eventos, no había ninguna duda sobre los resultados de las elecciones .)

El reconocimiento de Kerry de los resultados de las elecciones puso fin al intento de la oposición para deslegitimar al gobierno electo. Después del triunfo electoral de Maduro el gobierno ganó las elecciones municipales por un amplio margen en diciembre, y la oposición fue ampliamente derrotada. Y aunque la inflación estaba llegando a un 56% y hubo una gran escasez de bienes de consumo, una sólida mayoría aún había votado por el gobierno. Su elección no podía ser atribuida al carisma personal de Hugo Chávez, porque este ya había muerto hace casi un año, ni tampoco era irracional. Aunque el último año ha sido duro, al igual que los últimos 11 años - desde que el gobierno tiene el control sobre la industria del petróleo - este ha traído grandes avances en los niveles y calidad de vida de la mayoría de los venezolanos que fueron marginados y excluidos anteriormente.

Había un montón de quejas sobre el gobierno y la economía, pero los ricos, los políticos de derecha que han llevado a la oposición no reflejaban sus valores ni inspiran su confianza.

El líder opositor Leopoldo López - compitiendo con Capriles para el liderazgo- ha retratado las manifestaciones actuales como algo que podría obligar a Maduro a dimitir de su cargo. Es obvio que no es era así, y no será, no hay manera pacífica que esto pudiera suceder. Tal como el profesor de la Universidad de Georgia, David Smilde ha argumentado , el gobierno tiene todas las de perder frente a la violencia en las manifestaciones, y la oposición tiene algo que ganar.

Por el fin de semana pasado Capriles, quien inicialmente desconfiaba de una estrategia de un potencialmente violento "cambio de régimen" - al parecer había acordado con este programa. Según Bloomberg News , acusó al gobierno de "infiltrar las protestas pacíficas" para convertirlos en centros de violencia y represión ". 

Mientras tanto, López está provocando a Maduro en Twitter después de que el gobierno cometió el error de amenazar con arrestar a él: "¿No tienes las agallas para arrestarme?" twitteó el 14 de febrero:

. @ Nicolasmaduro : Tienes las agallas no párr meterme preso? O esperas ordenes de La Habana? Te lo digo: La verdad está de Nuestro Lado

- Leopoldo López (@ leopoldolopez) 14 de febrero 2014

Esperemos que el gobierno no va a morder el anzuelo. el apoyo de EE.UU. a un cambio de régimen , sin duda, inflama la situación, ya que Washington tiene mucha influencia dentro de la oposición y, por supuesto, en los medios de comunicación hemisférica.

Le tomó mucho tiempo a la oposición a aceptar los resultados de las elecciones democráticas en Venezuela. Lo intentaron un golpe militar, apoyado por los EE.UU. en 2002 , y cuando eso falló intentaron derrocar al gobierno con una huelga petrolera. Perdieron un intento de recuperar la presidencia en 2004 y pusieron el grito, y luego boicotearon las elecciones de la Asamblea Nacional sin ninguna razón el año siguiente. El fallido intento de deslegitimar las elecciones presidenciales del pasado mes de abril fue un retorno a ese pasado oscuro, pero no tan distante. Queda por ver hasta qué punto van a ir esta vez para ganar por otros medios lo que no han sido capaces de ganar en las urnas, y el tiempo que tendrán el apoyo de Washington para un cambio de régimen en Venezuela.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

recuerda que la educación y los buenos modales es la primera puerta que abres a una comunicación efeciva. Si quieres montar libros en el blog, envía un correo a elperroandauz101@gmail.com, para obtener tu invitación como administrador de este blog